25 de junio de 2009

«A mí me gustan más las mujeres que los hombres»

"LAS FIESTAS MÁS CALIENTES"
Todo empezó como una apuesta. Cuentan los lugareños que, al ver a las despampanantes chicas que animaban el último festival de coches 'tunning' de Santibáñez de Vidriera, Miguel Ángel Seijas lanzó un reto a un grupo de jóvenes del municipio zamorano. «Voy a organizar un show erótico aún mejor que éste», les vino a decir el alcalde pedáneo de San Pedro de la Viña. Dicho y hecho. Bajo el título de 'Go-go lava tractores y lucha en el chocolate', el programa de fiestas de este año incluye como actividad estelar la actuación de las espectaculares 'stripers' en la plaza del pueblo. Será el domingo a las 19.30 horas, justo después de los juegos infantiles y con el objetivo de elevar la temperatura antes de la verbena amenizada por el grupo Malibú.

Si la iniciativa ya es de por sí llamativa, el cartel que la anuncia no le va a la zaga. Con la figura de una esbelta mujer en biquini como reclamo, Seijas ha hecho todo lo posible por publicitar el novedoso acto. Y quizás el asunto se le haya ido de las manos.

Las denuncias de algunos vecinos sobre el carácter cláramente machista de las fiestas han levantado un gran interés por parte de los medios y la máxima indignación de tan insigne alcalde.

«No me puedo creer que haya programado este espectáculo sexista con dinero público y en horario infantil», se quejaba amargamente un vecino.
El propio alcalde salió a rebatir esa versión; negó que se hubiera financiado con fondos municipales y cargó sobre sus espaldas toda la responsabilidad. «Yo mismo me he encargado de recaudar el dinero a título particular entre las empresas y vecinos del pueblo», explicó a 'El Norte de Castilla' con un enfado morrocotudo.
Fue el propio aalcalde quien contrató a las 'stripers' -«unas conocidas»- y se comprometió a pagar de su bolsillo parte del caché en el hipotético caso de que al final no consiga reunir el dinero necesario. Por supuesto, la idea también era «exclusivamente» suya; la Comisión de Festejos ni se enteró.

El "ilustre" alcalde no entiende la polémica originada a raíz de su iniciativa, entre otras cosas porque está convencido de que no tiene nada de machista. «A mí me gustan más las mujeres que los hombres», justifica.

¿Cómo vamos a llamar machista a este alcalde que prefiere ante todo a las mujeres? Quizás se le olvidó mencionar que tan sólo le gustan las mujeres floreros.

No hay comentarios: